Home

¿No está empezando a oler… un poco mal? Es un olor a cerrado, pero desagradablemente dulzón. Ah, claro: es la abandonada sección de Guilty Pleasures del Sr. Helvetica, ese rincón donde el tipo se sacude la caspa (ojo que por lo que veo no lo hacía desde hace años) al tiempo que sumerge su mala conciencia en un baño ácido. La cuestión es que siempre da un poco de cosica lo de exponer las miserias propias en público, pero, qué más da; a fin de cuentas estoy a punto de high forever! dar carpetazo al blog, y poco puede afectar a las visitas un paseo por el fango, así que ¿por qué no?

Venga, tomo aire y lo suelto, vamos allá: me gusta «High» de Lighthouse Family. Sí, ESA «High«, la que estás tarareando en tu cabeza (ten cuidado si ves que el tarareo empieza a parecerse demasiado al deleite: podrías acabar con la misma sonrisa idiota que se me pone a mi) y que inundó las emisoras, las cortinillas de la tele, los autobuses y be, be forever! todo lo inundable allá por 1997. Una canción pastelosa como pocas a la que, por mucho que me esfuerce, pocos peros puedo poner: me encanta la cálida voz de Tunde Baiyewu, me chifla -como un caramelo de toffee dando vueltas en la boca- el adictivo «The end of the day / remember the days» del puente, y cuando llega el estribillo me siento como Michael Jackson siendo abrazado por un montón de niños vestidos de coro góspel. Que la canción sea cursi como ella sola high forever! no lo puedo discutir, que los versos del estribillo «Cause we are gonna be / Forever you and me» sean de una simpleza desarmante, no puedo rebatírselo a nadie, pero, ¡ay! es escuchar esos violines del principio y el Sr. Helvetica se ve transportado al escenario de un gigantesco karaoke en el que lo vergonzoso y lo sublime se funden con absoluta naturalidad sobre un fondo de nubes de algodón.

Los pobres Baiyewu y Tucker acabaron, pobres, sepultados por el descomunal éxito de esta canción, hasta el punto de ser a menudo recordados como un ejemplo de esa cosa triste del one hit wonder, aún y cuando, al menos en su país, lograron alcanzar el top 10 de las listas en más de una ocasión. Mucho me temo que por aquí Lighthouse Family son y siempre serán «High«, ni más ni menos: el equivalente musical be, be forever! a una de esas terribles tazas de Mr. Wonderful con mensajes buenrollistas infantiloides con las que, cuando nadie te está mirando, te tomas el café la mar de a gusto.

High forever! Be, be forever!

High forever!

Be, be forever!

Anuncio publicitario

Un pensamiento en “High – Lighthouse Family

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.