Home

Ch-Ching! Ch-Chairlift! El tintineo no engaña: vuelven a escena los reyes del pop onomatopéyico, y una vez más se quedan con el personal -yo me incluyo, por supuesto- con algo que ni tiene mucho sentido, ni en realidad lo necesita demasiado. Como ocurría con aquel asombroso número de pop disléxico que era “Amanaeomesia“, en la que la contundencia del significante se imponía sobre el significado, lo nuevo del dúo conformado por Caroline Polachek y Patrick Wimberly podrá ser acusado de puro ejercicio pirotécnico, pero deja un muy escaso margen para el desinterés. Caramba, qué divertido es esto: la producción es tan fabulosa, tan grande, que por momentos la canción está a punto de ser sepultada por ella, con el mérito añadido de lograr algo tan difícil como que Chairlift suenen más comerciales, y al mismo tiempo tan experimentales como nunca lo han sido. El acento R&B sorprende, claro, aunque las piezas empiezan a encajar cuando uno lee que Caroline Polachek se ha mantenido en activo durante los años transcurridos desde “Something” (2012) con participaciones varias en diversos proyectos, incluida (ojo a esto) una colaboración con Beyoncé para el disco homónimo de esta última.

A primera vista, la idea suena un poco extraña, por aquello que el pop urbano y sexy de la famosísima Sra. Carter está en las antípodas del synth-pop dislocado de los de Brooklyn, y sin embargo después de escuchar esta “Ch-Ching” no queda otra que reconocer que, sorprendentemente, la cosa funciona muchísimo mejor de lo que cabría esperar. La instrumentación está prestada del hip-hop, la sincopada melodía de las estrofas se arrima a los experimentos sonoros de Dirty Projectors, la llegada al puente (Take a look at me / Who’d have thought I’d be…) marca la entrada de unos arreglos de vientos espectaculares, y para cuando se precipita el estribillo, uno ya no puede cerrar la boca. Lo curioso es que, como ocurre con el cine de Tarantino, el pastiche resultante de la combinación de ingredientes tan dispares es absolutamente pop, una canción que con un poco de suerte (o un publicista espabilado) podría -iba a escribir “debería”- ser un éxito masivo en todo el mundo.

Os pongo el vídeo que ha subido el grupo a youtube para dar acompañamiento visual a esta canción, confirmada ya como el avance de un futuro disco titulado “Moth“, a publicar en 2016. El caso es que hay un usuario que ha hecho un comentario muy divertido al respecto, y que no me resisto a copiar aquí, al hilo de lo que comentaba al principio de bailar como si no hubiera un mañana la letra de un trabalenguas:

“No estaba seguro de si el número 279923 tenía alguna clase de significado, así que lo metí en Google. Parece que la canción va sobre el kit de válvulas 279923 de Whirpool”, que cuesta 129,36 dólares en Amazon, y que por lo que veo tiene bastantes opiniones positivas”.

Al menos este lo dice en broma. Por lo que veo por ahí, algunos han querido conectar la aparición de una moneda con el logo de Bitcoin (ya sabéis, la célebre divisa virtual) en el segundo 3:18 del vídeo con los versos que canta Polachek (Open your mouth and I’ll slip you the key / Now catch that combination like 27-99-23) y andan como locos tratando de ver si no se trata de la contraseña que da acceso a un fabuloso tesoro de dinero digital. Ch-Ching! Ch-Ching! El que usaremos en el futuro (a base de unos y ceros) no tintineará como el fabricado con cobre y níquel, pero los sonidos que propone Chairlift para el mainstream de mañana no podrían ser, a día de hoy, más excitantes.

Ch-ching
Ch-ching
Ch-ching
Ch-ching

Nobody will help you ‘til you go and help yourself
Take it and don’t wait for it to come from someone else
I’ve got everything I need right here, between my hands
And there it is right in front of me…

Take a look at me
Who’d have thought I’d be
The one that got away with it
I got a way with it
They showed me a fantasy
I stole it for you and me
Tripped it, switch, flipped it
Slow, dripped it, unzipped it
I flipped it

Getting what you want can be dangerous
But that’s the only way I want it to be
I double dare you to keep a secret
And pass it back under the table to me
I put the stash in the bookshelf
Open your mouth and I’ll slip you the key
Now catch that combination like 27-99-23

Ch-ching
Ch-ching
27-99-23
Ch-ching
Ch-ching
27-99-23
(Getting what you want can be dangerous)

Take a look at me
Who’d have thought I’d be
The one that got away with it
I got a way with it
They showed me a fantasy
I stole it for you and me
Tripped it, switch, flipped it
Slow, dripped it, unzipped it
I flipped it

Getting what you want can be dangerous
But that’s the only way I want it to be
I double dare you to keep a secret
And pass it back under the table to me
I put the stash in the bookshelf
Open your mouth and I’ll slip you the key
Now catch that combination like 27-99-23

Ch-ching
Ch-ching
27-99-23
Ch-ching
Ch-ching
27-99-23

If nobody sees it then nobody knows
I beg for forgiveness not permission
The music ain’t playing ‘til you listen

Getting what you want can be dangerous
But that’s the only way I want it to be
I double dare you to keep a secret
And pass it back under the table to me
I put the stash in the bookshelf
Open your mouth and I’ll slip you the key
Now catch that combination like 27-99-23

Ch-ching
Ch-ching
27-99-23
Ch-ching
Ch-ching
27-99-23

Ch-ching
Ch-ching
Oh
Ch-ching
Ch-ching

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s