Home

Las fantásticas vistas de la plaza Cardenal Belluga (la magnífica fachada barroca  de la catedral al fondo), punteadas con la colorida presencia de miles de jóvenes que, pulsera en muñeca, se reconocen como asistentes a ese festival-milagro con el que, año tras año, la ciudad huertana inaugura la temporada de eventos veraniegos: murciano total. Casi como la (inevitable) presencia de los limones en todas y cada una de las recetas de la gastonomía murciana, o como el té helado en la plaza de Santo Domingo (para mi familia, ya casi un rito) en una de esas tórridas tardes de julio.

Murciano Total (y ahora hablo de la banda que integran José Lozano y Elena, o como se les menciona en los medios,  Lena y Sema) se forma medio en serio, medio en broma, a partir de una simpática lectura del  “Pastores Venid“, en los términos exactos en los que la plantearía Stephin Merritt, que había de servir de felicitación navideña para unos amigos. El caso es que lo que había empezado de una forma tan anecdótica adopta pronto una pinta más consistente con el goteo en youtube (el cuidado acompañamiento visual de los temas es digno de mención) y demás plataformas de streaming de sus lustrosas canciones de tecno-pop, unas canciones que, a la espera del que será su primer disco oficial, ha recopilado con muy buen ojo el sello barcelonés El Genio Equivocado. Eso sí, que nadie busque a estas alturas una de las 50 casetes que conformaban la edición limitada lanzada en diciembre de 2013, porque volaron hace tiempo: habrá que conformarse con ediciones más convencionales de una música que, afortunadamente para nosotros, tiene poco de convencional.

Veamos: las canciones de Murciano Total son una clarísima constatación de aquello de que más vale maña que fuerza. Lo limitado de los medios se suple con la generosidad con la que la pareja dispensa melodías redondas y letras tan ensoñadoras como ancladas en el costumbrismo, y aunque ninguna de esas canciones está llamada a alterar más que los ritmos cardiacos de los más poperos, suponen una deliciosa prórroga al pop inmaculado de Family  y allegados, una referencia tan ineludible como la ya comentada de The Magnetic Fields.

Abre la colección “El Espejo“, lo más parecido que tienen los murcianos a un hit (hablo sólo en términos de recepción por parte del público: entre esas 14 canciones hay más de una, y más de dos, que podrían publicarse como single) y que es el tema que hoy recogemos en The Songs We Love. El tema cuenta con la colaboración de Alejandro Martínez, de los (ay) parece-que-difuntos Klaus & Kinski, y podría codearse en lo que a méritos artísticos se refiere con la célebre  “Como Un Aviador” de Aramburu y Gomeikoetxea. Primera canción y primera diana, pero ya digo que no es la única: le sigue una dignísima versión del “Bandera Blanca” de Battiato, una balada synth-pop titulada “El Internacional y La Mala Racha” con una melodía capaz de aguantarlo todo (incluso unos silbidos como no se oían desde “Un Año Más” de Mecano), y  “La China de las Rejas“, un tema que arranca con un delicado rasgueo de ukelele, pero no tarda en encontrar su sitio entre melancólicas líneas de sintetizador. Ahí llegamos a otra de las cumbres del  dúo: puede que “El Castillo de San Román” acabe generando royalties a Merritt, pero aún no soy capaz de resistirme a paisajes nublados tan hermosos, y menos aún cuando lo que sigue es “El Príncipe Oscuro de Fortuna” (¿será sólo por el inicio a lo 8-bits, o el tema realmente se da un  aire a “Brand New Colony” de los indietrónicos The Postal Service?). Aún nos quedan por delante ocho canciones, aunque a estas altura uno debería de tener muy claro si Murciano Total son lo suyo o no. No obstante, no dejaré de destacar “La Fábrica Las Guapas“, a la que una producción algo menos maqueterilla no le hubiera venido nada mal. Pocos peros, por tanto (otro podría ser la falta de concordancia en el verso “guarda todas las queja y reproches” de “El Espejo“, qué maniático soy con estas cosas) a un ni-siquiera-debut que debería de atraer la atención del público, sólo por el buen gusto que demuestra en la elección de los espejos en que se mira. ¿Murcia, qué hermosa eres? No, Murcia lo que es, es total.

3 pensamientos en “El Espejo – Murciano Total

  1. Acho, viva la huertica. Tocan el día 4 de abril en el 12 y medio.
    Deseando invitarte a un té helado y buscar fantasmikos a 40º.

  2. Pues mira por donde, que me han chivado por ahí que lo de la falta de concordancia en el número debe ser también una cosa de lo más típica por aquellos lares… así que nada, lo dicho: murcianos totales.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s