Home

Hay gente que nace con un don.  No se trata sólo de personas que son capaces de doblar cucharas con la mente, mutliplicar correctamente 15.483 x 29.547 en tres segundos, nadar 100 m. en menos de cincuenta, y cosas así.  A veces son habilidades mucho más cotidianas pero igualmente prodigiosas, como las de esos amigos que consiguen que te sientas mucho mejor con tan sólo encontrártelos por la calle, los tíos normalitos que consiguen ligar con las chicas más guapas del mundo si sencillamente se lo proponen, o gente que sabe exactamente qué decir (o qué no decir) en el momento preciso. Yo no soy ni el primero ni el segundo caso, del tercero mejor ni hablamos; el don de Maurice “Muzzy” Marcellino, cantante y músico estadounidense, era un sobrenatural talento para silbar.

Nacido en San Francisco el 27 de noviembre de 1912, Marcellino  inició una carrera como músico (guitarra y violín) que sin embargo se vio algo ensombrecida  a partir de la década de los 40 por sus extraordinarias cualidades vocales (insisto: no hablo ahora de cantar). Hasta entonces había ido ascendiendo poco a poco en las orquestas en las que se integraba (la Lofner-Harris Orchestra, o el Ted Fio Rito Group), a menudo como vocalista gracias a su voz de barítono, llegando incluso a comandar su propia agrupación con un cierto éxito. Sin embargo, sus dotes para el chiflido (algo que en un principio no dejaba de ser un recurso ocasional) no pasaron desapercibidas, y he aquí que los silbidos de Marcellino acabaron  formando parte de producciones como el “Latin-Esque” de Juan García Esquivel, o siendo escuchados en las bandas sonoras de muchas producciones televisivas y cinematográficas, entre ellas las series de TV Mickey Mouse Club y Lassie, el film de 1954 The High and the Mighty y, finalmente, el pelotazo que supuso (¡incluso en los chart lists!) su inestimable aportación a la versión que grabó en 1968 Hugo Montenegro del tema musical de la película El Bueno, El Feo y El Malo. Sí: ÉSE también era Muzzy Marcellino, el hombre que prácticamente lo silbó todo en la era dorada del space-age pop.

Presentado el personaje, vamos  entonces más allá de la anecdotilla, porque el tema vale la pena: “Heap Big Chief” formaba parte de un álbum titulado “Art Linkletter Presents House Party Music Time“, acreditado a Muzzy Marcellino & His House Party Group. ¿Demasiado lío de nombres? Lo aclaramos enseguida: el tal Art Linkletter era el responsable de un programa, inicialmente de radio y finalmente de televisión, que como habréis deducido respondía al nombre de “Art Linkletter’s House Party”. Pues bien, al tipo le cayó en gracia nuestro amigo Muzzy Marcellino, y con el tiempo este último se acabó conviritiendo en el director de la cuestión musical, ostentando ese puesto nada más y nada menos que por 19 años, los que van de 1950 a 1969. Todo ese tiempo también dio para que Art apadrinara la publicación de algún que otro disco, si bien no puede decirse que hayan pasado a la posterioridad: el tiempo es muy cruel con los medianos,  y tuvo que llegar el furor por el easy-listening casi 40 años después, para que el volumen octavo de la serie Ultra Lounge “Vol. 8 – Cocktail Capers” se acordara de esta joyita sepultada en los archivos de un sello que contaba con grandes estrellas (Les Baxter, Nelson Riddle), pero también un nutrido fondo de catalogo de artistas que hacían música cocktail en los años 50 y 60.

Fin de la historia: Muzzy Marcellino falleció en Sherman Oaks, Los Ángeles, California, en 1997, y dejó para la posteridad un legado no lo suficientemente valorado. Como uno es muy fan de las canciones en las que silban, aqui está esta maravilla que reivindica su memoria desde las orillas del jazz más cosmopolita y el mejor swing. No sé qué os parecerá a vosotros, pero siempre que la escucho no puedo evitar pensar que si Woody Allen la llega a utilizar en el montaje de su fantástica Misterioso Asesinato en Manhattan, en lugar de valerse de la archiconocida “Sing Sing Sing (With a Swing)” de The Benny Goodman Orchestra, hoy Muzzy Marcellino sería un tío mucho más famoso.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s