Home

Parecía que la cosa no iba demasiado en serio, o al menos esa fue la primera impresión, cuando escuchamos “San Valentín” de una tal Linda Mirada: todavía me acuerdo del choteo que hubo con esta canción en el Buzón de Voz del programa de RNE3, “Siglo XXI”. Lo cierto es que aquello era tan deliciosamente camp que uno no sabía muy bien como tomárselo, pero por si acaso le reservamos un sitio raro pero respetable, al lado de los discos de Joe Crepúsculo. (¿Se convertirá Discoteca Oceáno en el sello de la Gente Especial?)

Afortunadamente para la chica que se escond(ía) bajo el alias de un muñeco de Barrio Sésamo, llegó “China Es Otra Cultura” (2009) y de broma, nada. El disco era un compendio de Synth-Pop desacomplejado, melodías de un pop ochentero casi naif,  un debut anacrónico de un modo totalmente consciente, y, qué narices, disfrutable de cabo a rabo. Con la continuación en 2012 de aquel primer disco, parece claro que Linda Mirada ha llegado para quedarse.

Vamos a la canción: si la ultra-pegadiza “Solo” se acercaba sin tapujos al sonido casette del más vergonzante italo-disco (El del Max Mix 5, en concreto, que era en el que aparecía el “Balla Balla” de Francesco Napoli) , este “Secundario”  que presentaba “Con mi Tiempo y El Progreso” se arroja a los brazos de un pop comercial claramente anclado en los ochenta, quizá algo menos sintético y definitivamente más veraniego. Por ahí dicen Mecano (Sí: ESOS Mecano), pero ojo, que yo no encuentro en ella el menor atisbo de ironía hacia esa década, y ni siquiera creo que consista únicamente en una revisión gay-friendly de los clichés de la época.  En esta canción tan chula, con bastante más fondo del que aparenta (Ese “nos hemos convertido en un chiste malo, que ni tú ni yo queremos explicar” resulta más liviano como pretexto para el baile que como el espejo al que no queremos mirar) no hay paternalismos condescendientes, ni intentos por evitar lugares comunes. Es música hecha con un cariño infinito hacia los años de nuestra adolescencia, sin concesiones a la contemporaneidad, sin ningún tipo de coartadas, y -que no os engañe esa pinta de chica guapa y cándida- con un enorme conocimiento del material con el que compone: Ana Naranjo ha demostrado en todas las entrevistas que le han hecho que es una gran conocedora del tema. Y la tía lo borda: esta canción pertenece directamente a los ochenta, y, lo siento por los detractores,  es buenísima. Lo demás (pero qué obvio puedo llegar a ser cuando escribo) es secundario.

Repito: LO DEMÁS ES SECUNDARIO

2 pensamientos en “Secundario – Linda Mirada

  1. Solo le veo un problema a esta canción, que es esa manera de grabar la voz que parece que esté cantando en la esquina opuesta de la habitación, con tanto eco.
    Ocurre en todo el disco, salvo en Mientras la música no pare y por eso ésta será mi preferida

    • Mmmm..tienes razón en lo de la forma de grabar la voz, pero he de confesar que a mí eso si me gusta.
      ¡”Mientras la música no pare” mola mucho! Tiene un rollo movida madrileña, con esos saxos y tal, que me encanta.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s